ad
ad
ad
ad

Santiago, 22 de febrero de 2016

Las 5 Tendencias en Telecomunicaciones Que Marcarán a la Industria Este Año

El surgimiento de un mercado para los celulares inteligentes de segunda mano, el avance de los servicios de voz sobre internet, la supremacía de los usuarios que sólo se comunican mediante servicios de datos, están entre los hitos de este año que determinarán el negocio de las telecomunicaciones por los próximos años.

Desde este fin de semana se encuentran reunidos en Barcelona en el Congreso Mundial de Móviles, MWC 2016 – el principal encuentro de los fabricantes de equipos, proveedores de servicios y de redes, y de operadores del mundo móvil – los representantes de la mayoría de las empresas que de una u otra forma participan en la industria.

Una instancia en que no sólo será el marco para los principales lanzamientos de productos, sino que también será el lugar en que se debatirán las tendencias que marcarán el futuro de esta industria a nivel mundial y también en Chile.

Cinco son las tendencias clave – cuyo protagonismo en Barcelona es insoslayable según las ha identificado Deloitte en su edición 2016 de las Proyecciones para los sectores de Tecnología, Medios y Telecomunicaciones.

Mercado para Smartphones Usados

Los consumidores venderán y comprarán este año cerca de 120 millones de celulares inteligentes de segunda mano, generando un mercado de US$17.000 millones, lo que representa un incremento de 50% sobre los 80 millones de smartphones usados transados en 2015, por un valor total de US$11.000 millones, según las proyecciones de Deloitte. La tasa de crecimiento del mercado de los smartphones de segunda mano se estima que será 4 a 5 veces mayor que la del mercado general de estos equipos. Aún más, se proyecta que la venta de celulares inteligentes usados podría acelerarse hacia 2020, ya que se prevé que tanto usuarios como proveedores, crecientemente irán adoptando la práctica de vender o adquirir dispositivos de segunda mano.

Deloitte predice que al menos 10% de los celulares premium (de valor superior a los US$500) que sean adquiridos en 2016, terminarán teniendo tres o más dueños antes de ser dados de baja, y que aún serán activamente utilizados en 2020 y los años siguientes. Cerca de la mitad de los dispositivos serían comercializados por los propios fabricantes u operadores, al recibir los equipos usados como parte de pago de un smartphone nuevo.

Para los consumidores el incentivo primario para vender un smartphone -más que conservarlo , regalárselo a otro miembro de la familia o botarlo- estará en la facilidad para hacerlo, el gusto de poseer el último modelo, y el valor en sí de la venta.

Para los proveedores de celulares el incentivo para promover un mercado secundario estará dado por la posibilidad de impulsar un ciclo de recambio de equipos de doce meses entre mayor número de usuarios, lo que incrementaría las ventas anuales; poner a disposición de consumidores con menores presupuestos estos equipos, en vez de desarrollar versiones más baratas, ya que smartphones de marcas más demandadas, aunque usados, resultan más atractivos que equipos sin marca.

Voz Sobre LTE y Voz sobre WiFi

A nivel mundial cerca de 100 carriers estarán ofreciendo al menos un servicio de voz atado a internet hacia fines de 2016, número seis veces mayor al existente a principios de 2015. Aproximadamente 300 millones de clientes estarán utilizando voz sobre WiFi (VoWiFi) y/o voz sobre LTE (VoLTE) al finalizar este ejercicio, el doble de comienzos de año, y cinco veces más que a principios de 2015.

Para la mayoría de los operadores, la motivación primera para lanzar estos servicios de voz sobre internet es incrementar su capacidad de red y extender el alcance de sus servicios de voz. Mientras las tecnologías VoLTE y VoWiFi permiten un amplio rango de servicios con valor agregado, tales como llamadas por video, se prevé que la mayoría explotará comercialmente esas funcionalidades en los años siguientes, siendo el foco inicial la cobertura y capacidad de las redes.

VoLTE incrementa la capacidad ya que permite a los operadores mover las llamadas sobre las redes 2G y 3G a la red 4G. El espectro a menudo más bajo que se libera con ello puede ser reutilizado para transmisión de datos. Adicionalmente la interfaz LTE es más eficiente en el transporte de llamadas convencionales: puede soportar dos veces más usuarios de voz en un ancho de banda dado (por megahertz). Además puede ahorrar costos al no tener que mantener dos redes en forma paralela, una para voz y la otra para datos. VoWiFi será utilizada por los operadores principalmente para extender la cobertura, particularmente en interiores a costos relativamente más bajos, por cuanto las llamadas de smartphones hechas desde interiores más que duplican a las hechas en exteriores.

Internet de Gigabites

El número de conexiones a internet con velocidades de Gigabit por segundo alcanzará a los 10 millones a fines del presente año, un crecimiento de diez veces, del cual un 70% serán conexiones a hogares. La creciente demanda por internet de altas velocidades será impulsada por la disponibilidad que va en aumento: en 2015 el número de suscripciones con Gbits por segundo casi se duplicó en tres trimestres, mientras los precios fueron disminuyendo. Deloitte proyecta que serán 600 millones los suscriptores de redes que ofrecen velocidades de más de un Gbit por segundo hacia el año 2020, representando la mayoría de los hogares conectados a nivel mundial.

En la medida que la conexión promedio para datos se vuelve más veloz, se prevé que la oferta de servicios también se volverá “más ancho de banda demandante”, surgirán servicios que las actuales velocidades de la banda ancha no permiten y llegarán al mercado dispositivos con mayor capacidad para “tragar datos”.

Compartir Fotos

En 2016 serán compartidas o almacenadas on line 2,5 billones (millones de millones) de fotos, un incremento de 15% frente al año pasado. Tres cuartos de este total serán compartidas y respaldadas en la red. Deloitte estima que las fotos compartidas on line es 31 veces superior al número de fotos tomadas en la década de 1990, cuando las fotografías tomadas llegaron a 80 billones cada año.

El impacto sobre las redes previsto de este intercambio de fotos será de 3,5 exabytes, un 20% de incremento comparado con 2015. Este impacto seguirá aumentando, debido al creciente volumen de fotos tomadas, compartidas y respaldadas, así como por el creciente tamaño de los archivos enviados. 90% de las fotos compartidas o almacenadas on line, habrán sido tomadas con un smartphone, debido a que permiten acortar a menos de un segundo el tiempo entre el que una foto es tomada y compartida, muy distinto a la foto convencional con película.

Se prevé que este año serán vendidos 1.600 millones de smartphones, equivalente a 23 veces la venta de cámaras con película en su año peak (70 millones de unidades en 1999). Tres cuartos de los celulares serán vendido por la motivación de un upgrade en su cámara, conectividad, procesadores y capacidad de almacenamiento.

El crecimiento en la comunicación a través de fotos compartidas y de servicios de respaldo podría llevar a que una foto sea compartida y almacenada más de cien veces.

Más Consumidores Sólo de Datos

Este año 26% de los usuarios de teléfonos inteligentes en mercados desarrollados no harán ninguna sola llamada tradicional en el lapso de una semana, predice Deloitte Global. Estos son individuos “exclusivamente de datos”. No han parado de comunicarse, pero han reemplazado las llamadas telefónicas normales por una combinación de mensajería (incluyendo SMS), y servicios de voz y video. El contingente de usuarios exclusivos de datos correspondió al 22% de todos los clientes smartphones en 2015, y 11% en 2012.

Un catalizador clave para la caída en el número de personas que hacen llamadas de voz con sus celulares inteligentes es posiblemente la proliferación de opciones para comunicarse sin hablar. A mediados de 2015, el servicio de datos más popular era la mensajería de texto, con un 60% de uso, seguido de cerca por la mensajería instantánea, email y las redes sociales.

El grupo etáreo con la mayor proporción de usuarios exclusivamente de datos es el entre los 18 y 24 años, 31% del cual –considerando países desarrolladosdeclaró no haber hecho llamadas de voz al menos por una semana. En 2016 y los años siguientes, la proporción de “dato exclusivos” en ese rango de edad seguirá creciendo, dado que las generaciones menores están muy acostumbradas a la mensajería también y las capacidades de los equipos apuntan a potenciar la transmisión de datos.

©2015 Atelmo - Asociación de Telefonía Móvil | Carmencita 25, Oficina 82, Las Condes, Santiago, Chile | Teléfono: (562) 2202 83 60 |